Coincidencias y diferencias

¿Cuál fue el “menú” de la reunión entre el equipo económico y el campo?

Relaciones laborales, competitividad y reformas en el almuerzo en el Prado.

El presidente de la ARU Pablo Zerbino y el ministro de Economía Danilo Astori en el cónclave de ayer en la Expo Prado. Foto: El País
El presidente de la ARU Pablo Zerbino y el ministro de Economía Danilo Astori en el cónclave de ayer en la Expo Prado. Foto: El País

El "menú" del almuerzo que mantuvieron ayer la directiva de la Asociación Rural (ARU) con el equipo económico en el marco de la Expo Prado 2018 fue "clásico": competitividad y relaciones laborales estuvieron arriba de la mesa (además de la situación complicada del sector, la inestabilidad regional y las reformas pendientes). Allí se evidenciaron diferencias pero primó un tono "cordial", dijeron a El País participantes de la reunión.

La directiva de la ARU —encabezada por su presidente Pablo Zerbino— hizo hincapié en las dificultades que enfrentan en las relaciones laborales y en la "falta de garantías" de parte del Ministerio de Trabajo y Seguridad Social (MTSS). De hecho, destacaron el buen diálogo que hay con los ministerios de Ganadería, Economía, Relaciones Exteriores y la Presidencia de la República para marcar la diferencia con el MTSS, relataron asistentes del encuentro.

Del lado del equipo económico quien llevó la voz cantante en este tema fue el ministro de Economía y Finanzas, Danilo Astori (también estuvieron el subsecretario Pablo Ferreri y el jefe de la Asesoría Macroeconómica, Christian Daude).

"Les plantee que no estaba de acuerdo con el retiro de las gremiales (agropecuarias) del diálogo por los Consejos de Salarios, reconociendo que ellos pueden tener sus razones, pero sostuve que quien se retira de un diálogo pierde posibilidades de discutir el tema al cual se está dedicando, exponer sus razones y quizás lograr el objetivo que persiguen", señaló el ministro en rueda de prensa tras la reunión.

La directiva de la ARU remarcó que la interpretación del MTSS sobre un correctivo por inflación, sumado a otras decisiones de política laboral, llevan a que el sector privado cuando puede sustituir mano de obra por tecnología lo haga o a que no se reponga la salida de un trabajador.

"En algún momento de la conversación uno de nuestros interlocutores reconoció que en caso de que cambien algunas condiciones con las que ellos discrepan pueden retornar a la negociación", agregó Astori.

Dólar y más.

Dólar: la monea estadounidense subió por segunda jornada. Foto: EFE
Foto: EFE

El otro punto clave fue la competitividad. Allí, "soslayadamente" se hizo referencia a un video de la Confederación de Cámaras Empresariales sobre el tema —que el ministro había cuestionado el día anterior por entender que solo hacía hincapié en el dólar— y coincidieron que el planteo empresarial va más allá de eso.

Al respecto, Astori comentó que "quienes conversaron con nosotros reconocieron que hay otros aspectos en juego a los que tenemos que prestar atención" como "la incorporación de conocimiento, a la innovación, al aumento de la productividad, de la eficiencia que conducen a una situación estructural y profunda que termina mejorando la competitividad de la producción a largo plazo, son los factores durables".

"Los factores relativos al tipo de cambio importan también, pero corren el riesgo de hacernos pensar que únicamente está ahí la materia a considerar y no es verdad", dijo Astori. Sobre la política cambiaria, fue el presidente del Banco Central Mario Bergara quién más explicó.

"Hay que tener en cuenta lo que plantea. Le pedimos que Uruguay no quede muy descolgado de la región (en cuanto a la suba del dólar). Por ejemplo, en la carne cuando se sale a terceros mercados, Argentina hoy tiene una ventaja (cambiaria)", dijo a El País el vicepresidente segundo de la ARU, Gerardo García Pintos.

La gremial también planteó las "dificultades" del sector agropecuario ya que "desde 2014 hay un estancamiento productivo" con problemas de "rentabilidad en las empresas" y sectores complicados como el arrocero y el lechero, explicó García Pintos. El ministro Astori reconoció que "ha habido problemas" y ante ello "el gobierno salió a analizar y en lo posible a tratar de poner en práctica medidas de ayuda a estos sectores".

García Pintos expresó que a las dificultades del sector se suma la inestabilidad en Argentina y Brasil que "convulsionan todo". Al respecto, Astori señaló que el equipo económico remarcó "las diferencias que Uruguay ha construido respecto a Argentina y a Brasil".

Uno de los puntos donde hubo coincidencias, fue en la necesidad de una reforma educativa y de la seguridad social.

Astori vs. analistas de "interés partidario"

El ministro de Economía y Finanzas, Danilo Astori aprovechó ayer una pregunta para emprenderla contra algunos analistas que dice tienen una visión "muy impregnada de interés partidario". La pregunta fue: "el tema económico ¿va a ser un tema de campaña (electoral)?". Astori respondió con una pregunta retórica: "¿va a ser un tema de campaña? ¿Va a ser? ¿O ya lo es?".

"Hay mucho análisis que anda en el país, en la vuelta, y lo escuchamos todos, que está muy teñido de cariz partidario y de campaña electoral y ese análisis no le hace bien al país", prosiguió el ministro.

"En primer lugar porque no suele ser riguroso en cuanto a los datos de la realidad, algunos se tratan de una manera, otros se ignoran, se anuncian dificultades graves para el país en el futuro y eso genera un daño nacional tremendo porque genera un humor negativo, una expectativa —que es tan importante en materia de economía también— muy negativa sobre el futuro", agregó.

"Es una demostración de falta de confianza en el país y eso se está viendo mucho ya, ya en este momento", aseguró.

Cuando se le preguntó si esperaba otra señal del sistema político, Astori contestó que "esperaba señales diferentes sobre todo de muchos analistas que se supone que son analistas pero que en realidad están adoptando una visión sobre la economía muy impregnada de interés partidario, porque algunos de ellos están al servicio de partidos".

Pero no quiso identificar a quién se refería. "A nadie en particular. Es una afirmación que hago en términos generales, este no es un tema personal sino conceptual, y deseo personalmente que nos concentremos en argumentos profundos, serios y sobre todo apegados a la realidad. No se puede opinar con seriedad si no se observa la realidad con objetividad", criticó.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)

º