CENTRAL

La nueva central de UTE que sustituye a la que estaba para “chatarra”, según su presidente

El presidente de UTE, Gonzalo Casaravilla se refirió a la nueva central térmica de ciclo combinado y sus usos, para sustituir a una que tenía máquinas “atadas con alambre”.

Planta de ciclo combinado en Punta del Tigre. Foto: Fernando Ponzetto
Autoridades plantean nuevas opciones de negocios a partir de la planta de ciclo combinado. Foto: Fernando Ponzetto

El presidente de UTE, Gonzalo Casaravilla, afirmó que la nueva planta de ciclo combinado de Punta del Tigre (San José), construida entre el ente y Hyundai, ofrecerá nuevas posibilidades de negocio y prevén además que habrá “excelentes oportunidades de prenderla un poco más de lo previsto”.

La nueva planta de ciclo combinado es una central térmica de generación de energía eléctrica que funciona en base a gas natural o gasoil, a diferencia de la mayoría que lo hacen con combustible.

La central -que requirió una inversión de US$ 500 millones- tiene una potencia de 540 megavatios lo que implica que es capaz de abastecer casi un 30% de la demanda de un día normal. Este proyecto es considerado como la inversión individual más grande que realizó UTE en su historia.

Sin embargo, estuvo envuelto en una polémica desde el año 2017 por el litigio que tuvo el ente con la constructora Hyundai, y que finalmente se resolvió en julio de este año.

La resolución se dio luego de que ambas partes llegaran a un acuerdo en el que se dejó sin efecto la demanda inicial de la constructora hacia UTE de US$ 311 millones por daños y perjuicios por incumplimientos en la ejecución de la obra.

Según afirmó el presidente de la empresa estatal al comparecer en la Comisión de Industria, Energía y Minería de la Cámara de Representantes, la obra ya “está terminada” e “implicará un respaldo térmico” a la nueva matriz eléctrica del país.

Fuentes conocedoras del proceso de construcción de la planta dijeron en ocasiones anteriores a El País que tener como respaldo una planta de este tipo, “es como tener un auto de lujo en el garaje” por si se “rompe” el auto de uso diario.

Sin embargo, sobre el porqué de la construcción de la planta, el jerarca señaló -en relación a la vieja Central Battle- que si bien los técnicos de UTE manejaban las máquinas “con mucho cariño”, estas “ya estaban para chatarra”.

Es por esto que Casaravilla defendió la construcción de la nueva planta y argumentó que tiene el doble de tamaño en comparación a la Central Batlle y que está asociada al cambio de matriz.

Entre las posibilidades de negocio que ofrecerá la planta, según Casaravilla, “seguramente” habrá “excelentes oportunidades de prenderla un poco más de lo previsto”, sumado a la posibilidad de exportar más energía que la actual.

“Y ni que hablar de las posibilidades que ofrecerá en el caso de que mejore el entorno regional, inclusive, con la circunstancia de acceder a gas a partir de Vaca Muerta”, sostuvo el presidente en relación al yacimiento petrolífero de Argentina.

Gonzalo Casaravilla, presidente de UTE. Foto: Marcelo Bonjour.
Gonzalo Casaravilla, presidente de UTE. Foto: Marcelo Bonjour.

Si bien el ciclo combinado hace bajar los costos de generación térmica de manera significativa, las fuentes explicaron que como UTE tiene contratos de energía eólica (cuya modalidad implica que tiene que pagar por lo que se genere, no le daría tanta prioridad a esa fuente de generación.

Sin embargo, Casaravilla manifestó estar “fascinado” con la obra y dijo que es la infraestructura “más grande de los últimos diez años” encarada por el Estado uruguayo.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados