LEJOS DE LAS ECONOMÍAS EMERGENTES DE ASIA

Las razones del bajo nivel de ahorro de Uruguay

El país no escapa a lo que ocurre en América Latina; el BID y el director de Deuda analizaron la situación.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Hogares uruguayos ahorran poco, pero no menos que el promedio regional. Foto: Shutterstock

Uruguay tiene una tasa de ahorro cercana al promedio de la observada en la región. Sin embargo, ese nivel es bajo si se compara con su Producto Interno Bruto (PIB).

Ayer, el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) presentó su estudio "Ahorrar para desarrollarse. Cómo América Latina y el Caribe pueden ahorrar más y mejor".

En los comentarios sobre el informe, el especialista líder en investigación económica del BID, Eduardo Cavallo, señaló que la tasa de ahorro de América Latina y el Caribe (en porcentaje del PIB general) es de 17,5%.

Luego, en un repaso sobre Uruguay indicó que es prácticamente la misma que en el promedio del resto de los países y "de hecho ha venido mejorando en los últimos años en relación a los bajos niveles que había alcanzado durante la crisis financiera " de 2002.

Igualmente, señaló que uno de los problemas es que el uso del sistema financiero formal como vehículo para el ahorro es un poco más bajo que en el resto de la región que ya de por sí es exiguo. "Está razonablemente bien en términos de acceso y relativamente mal en términos de utilización de sistema financiero como canal para el ahorro", expresó Cavallo.

"Eso se traduce en un sistema financiero formal relativamente pequeño", sostuvo.

En otro orden, manifestó que Uruguay tiene una alta cobertura previsional. "Es mucho más alta que el resto de la región, pero como los otros países también existe mucha inequidad en términos de quienes son los que están cubiertos por el sistema previsional y quienes no lo están", dijo.

Y agregó que "quienes están cubiertos por los sistemas de pensiones en nuestros países son la gente de los deciles más altos de la distribución del ingreso. Y los niveles de cobertura en los deciles más bajos son significativamente más bajos. Esto plantea un problema de equidad enorme, porque tenemos un sistema previsional muy inequitativo".

Uno de los comentaristas del estudio fue el director de la Unidad de Gestión de Deuda del Ministerio de Economía (MEF), Herman Kamil.

En su exposición reconoció que hay en el país un bajo nivel de ahorro a pesar de tener un alto PIB per cápita.

Pero indicó que "no llama la atención de que el ahorro en Uruguay sea tan bajo porque no había instrumentos hasta hace poco que le permitieran a los hogares obtener retornos reales y positivos". En ese sentido, marcó que hay un mercado minorista ávido por obtener una mayor rentabilidad.

Además, enumeró algunos diferenciales que observa en el país como la apuesta a la educación financiera y la promoción del mercado de capitales. En otro orden, resaltó que Uruguay tiene una estabilidad institucional y un buen clima de negocios; el mayor nivel de formalidad de la economía de la región y también el hecho de haber obtenido una "captación significativa" de ahorro externo directo sin interrupciones súbitas.

Región.

Cavallo informó que es importante para los países de la región "ahorrar más y mejor" para poder enfrentar tiempos difíciles y "pensar en tener un nivel de desarrollo y un futuro mejor".

Explicó que la tasa de ahorro de la región, el 17,5% del PIB, es significativamente menor a la observada en las economías avanzadas y en economías emergentes en Asia. Indicó que la tasa de América Latina y el Caribe es similar a la verificada en África subsahariana.

Señaló que menos de la mitad de las personas en la región ahorra para su jubilación, ya sea a través del sistema de reparto o de contribución.

"Los aportes previsionales son la principal forma en la que la gente ahorra para su retiro; esta baja cobertura previsional lo que manifiesta es un problema de ahorro", afirmó Cavallo.

destinar una mayor inversión a obras.

El economista del BID marcó como uno de los problemas en la región al el bajo nivel de inversión en infraestructura. "Los índices son significativamente menores a los de las economías avanzadas", expuso. "Existe un margen de acción en las políticas públicas para tratar de salir de esta situación y buscar cambiar esta realidad", añadió. Una mejora en la inversión en infraestructura en los países de América Latina y el Caribe debe ser tomado como un desafío, dijo Cavallo.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)