INGRESOS

La recaudación de la DGI en enero tuvo la mayor caída desde mayo, ¿qué pasó?

Los ingresos brutos de la Dirección General Impositiva bajaron 5,8% en enero respecto al mismo mes de 2020 en términos reales.

Playa de Punta del Este. Foto: Ricardo Figueredo
Playa de Punta del Este. Foto: Ricardo Figueredo

El cierre de fronteras golpeó a la recaudación de la Dirección General Impositiva (DGI) en enero, que tuvo la mayor caída -al comparar con enero de 2020- desde mayo del año pasado (cuando tuvo un desplome histórico de 19,2%). Los ingresos brutos del organismo bajaron 5,8% en enero respecto al mismo mes de 2020 en términos reales (es decir descontado el efecto inflacionario) para totalizar $ 37.829 millones (US$ 894,5 millones).

En diciembre pasado los ingresos de la DGI habían crecido 2,9% y en noviembre 3,2% frente a iguales meses de 2019. La caída de enero, más allá de que se compara contra enero de 2020 donde la temporada turística fue normal, es una primera señal de atención sobre la reactivación de la economía.

En tanto, la recaudación neta (los ingresos menos la devolución de impuestos) cayó 5,6% en términos reales en enero frente al mismo mes de 2020.

El IVA, el tributo que explicó 47,1% de los ingresos de DGI en enero, tuvo una caída en su recaudación de 6,9% en términos reales en enero. La misma se dio por una menor recaudación del IVA a nivel interno (-7,4%), a las importaciones (-5,6%) y el mínimo que paga la pequeña empresa (-10,6%).

El otro impuesto al consumo, el Imesi, tuvo una caída de ingresos de 12,9% en términos reales en enero. El retroceso fue de 33,2% en el Imesi a los combustibles (juega el factor temporada turística sin extranjeros) y de 12,8% en bebidas. Mientras creció la recaudación del Imesi a cigarrillos 2,8% (se ajustó al alza este tributo) y el de automóviles 52,2% (por la recuperación de las ventas de 0 kilómetro).

El IRPF, el segundo tributo en importancia al explicar 19,2% de la recaudación de la DGI, tuvo una caída de ingresos de 6,2% en términos reales. La categoría I rentas del capital elevó su recaudación 6,6% y la categoría II rentas del trabajo tuvo una caída de 8,3%.

El IRAE, tributo a la renta empresarial, bajó su recaudación 2% en términos reales.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados