UNA PREOCUPACIÓN PARA EL GOBIERNO

La recaudación de impuestos da señal amarilla al caer en febrero

La recaudación de la Dirección General Impositiva (DGI) cayó en febrero respecto a igual mes del año pasado.

Dirección General Impositiva. Foto: Archivo El País
Dirección General Impositiva. Foto: Archivo El País

La recaudación de la Dirección General Impositiva (DGI) mostró una caída de 3,4% en términos reales (descontado el efecto inflacionario) en febrero respecto a igual mes del año pasado, según informó el organismo. Los ingresos por impuestos sumaron $ 32.939 millones en el mes (US$ 865,8 millones).

En tanto, la recaudación neta (a la recaudación bruta de la DGI se le restan los certificados y devoluciones de tributos) bajó 2,1% en febrero en términos reales frente al mismo mes del año pasado y totalizó $ 30.012 millones (US$ 788,9 millones).

En el primer bimestre del año, la recaudación bruta de DGI baja 0,8% en términos reales frente al mismo período de 2019 y la recaudación neta retrocede 0,5% en términos reales en igual comparación.

Los ingresos del fisco son una de las preocupaciones que enfrenta el gobierno por la cuarentena voluntaria en la que se ha sumido al país para frenar la propagación del coronavirus. Si la actividad se resiente, como prevén en el gobierno, eso va a impactar en una menor recaudación de impuestos, cuando el gasto en salud para atender la epidemia y en subsidios de desempleo (ante los envíos al seguro de paro de empleados de varias empresas) aumentará.

Tributos.

En febrero, la recaudación del IVA (el principal impuesto, que explicó 46,4% de la recaudación total) bajó 1,3% en términos reales, por menor recaudación (-2,2%) del IVA que se cobra a nivel interno y también una baja (-6,6%) del IVA que paga la pequeña empresa. Por su parte, los ingresos por el IVA importaciones -todavía no había saltado el dólar lo que encarece las mismas- subió un 0,8%.

Por su parte, los ingresos por el Imesi subieron 0,6% en febrero, por mayores ingresos derivados del Imesi a los combustibles y automotores que más que compensaron las caídas en Imesi a cigarrillos, bebidas y el resto.

En cuanto a los impuestos a la renta, el que pagan las empresas (IRAE) elevó los ingresos de DGI en 5,7%, el que abonan los jubilados (IASS) aumentó la recaudación en 3,2% y el que abonan los no residentes (IRNR) subió 29%.

Del otro lado, la recaudación del Impuesto a la Renta de las Personas Físicas (IRPF) bajó 5,1% en febrero, con suba del IRPF categoría I (rentas del capital) de 5,2% y caída del IRPF categoría II (rentas del trabajo) de 6,6%.

En tanto, la recaudación del Imeba que paga el agro bajó 15,5% en febrero.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados