resultado negativo 

El sector servicios en Brasil pierde un 0,9% en el primer semestre

El sector de servicios bajó en Brasil un 0,9% en el primer semestre, a pesar de la subida récord que registró en junio pasado (6,6%) frente a mayo, cuando el índice se desplomó por la huelga de los camioneros que paralizó el país durante once días, informó hoy el Gobierno.

Cristo Redentor de Río de Janeiro. Foto: AFP
Foto: AFP

El resultado en los seis primeros meses del año se vio impactado negativamente por las caídas en los servicios administrativos (-2,1%), de información y comunicación (-2,0%) y los prestados a las familias (-2,0%), según un balance divulgado ayer por el estatal Instituto Brasileño de Geografía y Estadística (IBGE).

La actividad en el sector descendió además un 1,2% interanual hasta junio, lo que evidencia la lenta recuperación de la economía brasileña tras la profunda recesión que vivió entre 2015 y 2016 y de lo que solo comenzó a recuperarse el año pasado.

El Banco Central y el Gobierno brasileño han reducido sus previsiones de crecimiento para este año desde el 3,0% hasta el 1,6 %, en línea con las estimaciones del mercado financiero, que pronostica una expansión del Producto Interno Bruto (PIB) del 1,49%.

La caída en el saldo semestral pudo ser más profunda de no ser por la notable subida del 6,6% registrada en junio pasado con respecto a mayo, que supuso además récord de la serie histórica iniciada en 2011, y del 0,9% frente al mismo mes del año pasado.

El índice recuperó así en junio el desplome del 5,0% que sufrió en mayo, cuando en los últimos once días de ese mes una huelga de camioneros paralizó el transporte por vía terrestre y provocó graves problemas de desabastecimiento.

Según cálculos del Gobierno, el paro generó pérdidas en la economía brasileña por valor de unos US$ 4.100 millones.

En este sentido, el segmento del transporte terrestre, medio más utilizado para el traslado de mercancías en el país, experimentó en junio un avance del 23,4%, frente al descenso del 15,4% registrado en el mes inmediatamente anterior.

No obstante, las dudas sobre la mayor economía de Sudamérica, que se desplomó un 7% entre 2015 y 2016 y solo creció un 1% en 2017, persisten debido a las tensiones comerciales internacionales y las inciertas elecciones presidenciales que se celebrarán en el país el próximo 7 de octubre.

Además, las tasa de desempleo aún se mantiene en cotas altas al ubicarse en junio en el 12,4%, lo que equivale a 13 millones de personas sin trabajo.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)