DECRETO DEL MEF

Subsidio para las cervezas disminuye $ 1 por litro

MEF estipuló nuevos valores de créditos fiscales para bebidas.

Cerveza. Foto: Pixabay
Foto: Pixabay

Un decreto del Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) estableció los nuevos valores de los créditos fiscales que brinda el Estado a los fabricantes de bebidas de origen nacional que utilicen envases retornables del mismo origen.

Dicho subsidio había sido reducido por un artículo de la última Rendición de Cuentas, que rebajó su valor en un tercio y destinó el monto restante para la refacción del Hospital de Clínicas.

Según el decreto fechado el 8 de enero, el crédito fiscal por litro para la cerveza —bebida que recibe el mayor subsidio— será $ 2,07 cuando antes accedía a un beneficio de $ 3,10. Para las demás bebidas se fijan los siguientes valores del subsidios: aguas minerales y sodas $ 0,11; jugos de frutas, concentrados y néctares con un mínimo de 50% de jugo de fruta, y jugos con gasificación inferior a 5,5 gramos por litro (envases descartables) o 4,3 gramos (envase retornable) $ 0,65; los demás jugos de fruta $ 1,08; los alimentos líquidos $ 0,65; y los demás bienes $ 1,15.

Esos créditos fiscales "podrán ser compensados con las obligaciones propias de tributos administrados por la Dirección General Impositiva (DGI), en las condiciones que está determine", o "de surgir un excedente, el contribuyente podrá optar por compensarlo en futuras liquidaciones o solicitar a la DGI certificados de crédito para el pago de tributos ante este organismo o ante el BPS.

Los nuevos valores regirán desde el 1° de enero hasta el 31 de diciembre de 2018, según sostiene el decreto. Los datos disponibles en DGI indican que el subsidio anual a la cerveza equivale al 1,5% del total de impuestos que paga la bebida y en 2015 sumó US$ 15.766.656.

Cuando a mitad de 2017 se debatió en el Parlamento la reducción del subsidio, una fuente de Fabricas Nacionales de Cerveza (FNC) —que concentra el 95% del mercado local de cerveza— había dicho a El País que la medida cambiaba las reglas de juego, afectaba la "ecuación económica" de la empresa y obligaría "a repensar la operación en Uruguay en su conjunto". El ejecutivo consultado también se quejó por "la creciente disparidad" en el tratamiento impositivo a las bebidas alcohólicas, ya que algunas como el vino no pagan Imesi.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)