MERCADO CAMBIARIO

Tres factores que explican la suba del dólar

Al coronavirus se le sumó un nuevo factor que hace temer a los inversores: la pelea por el precio del petróleo. Inversores buscan refugio en activos como la deuda de EE.UU. o el oro.

Dólares. Foto: Reuters
Dólares. Foto: Reuters

El dólar sube debido a que los inversores ante el temor de la desaceleración de la economía buscan refugio en activos considerados seguros, como la deuda de Estados Unidos y Alemania, el yen japonés y el oro. Para esto se desprenden de los activos que tienen y buscan resguardarlos en otros de considerados de menor riesgo. Pero ¿qué genera el temor de inversores? Y ¿por qué sube el dólar?

1. Coronavirus
El coronavirus ha pasado a ser el enemigo público número uno. Foto: Reuters

A medida que el coronavirus se expande, crece el temor al impacto que pueda tener sobre la economía, que podría entrar en recesión. China es la segunda economía mundial y el temor es no solo que enlentezca su crecimiento sino que restrinja las compras de commodities al mundo y su efecto se derrame sobre el resto de los países del mundo. De hecho ya comenzó a hacerlo. El comercio internacional de China cayó en los dos primeros meses del año un 9,6% interanual. Uruguay, por lo pronto, vendió en febrero un 49% menos que en igual mes del año pasado a China, que es el principal socio comercial.

Varios bancos centrales han tomado medidas para apoyar la economía, en tanto crecen los llamados a los gobiernos para que promuevan incentivos fiscales. Por su parte el FMI pidió "una respuesta internacional coordinada" para atenuar el impacto económico de la epidemia. La epidemia de COVID-19 perturbó la vida de millones de habitantes en todo el mundo, al provocar el cierre de escuelas, escasez de productos domésticos y restricciones a la hora de viajar. Las medidas de cuarentena establecidas al norte de Italia a su vez afectan las cadenas de valor.

"La crisis del coronavirus está afectando a un amplio rango de mercados energéticos -incluido el carbón, el gas y las renovables-, pero su impacto en los mercados petroleros es particularmente severo porque está impidiendo que la gente y los bienes se muevan ", dijo el director ejecutivo de la Agencia Internacional de la Energía, Fatih Birol, en un comunicado

Crisis del petróleo
Pozo de petróleo. Foto:  Reuters

Los inversores entraron en una nueva fase de preocupación este lunes luego que la Organización de los Países Exportadores de Petróleo (OPEP), liderada por Arabia Saudita, y sus socios petroleros, encabezados por Rusia, no lograron un acuerdo para reducir la producción y apoyar los precios, en un contexto de caída de la demanda por el coronavirus. Rusia, el segundo productor mundial de petróleo y que no es miembro del cártel, se negó a una nueva reducción colectiva de esos 23 países (la llamada OPEP+) de 1,5 millones de barriles al día, como proponían los sauditas. Como consecuencia, y tras el fracaso de las negociaciones, Arabia Saudita decidió el domingo el mayor recorte de sus precios del barril en 20 años, indicó el domingo la agencia Bloomberg News, provocando un creciente nerviosismo en los mercados porque, como planteó Josh Mahony analista de IG, "el hundimiento de los precios del petróleo tiene enormes repercusiones a escala mundial y pone en duda la viabilidad financiera de varias empresas y varios países”. La baja del precio del petróleo fue de 30% lo cual representa su caída más fuerte desde la guerra del Golfo en 1991.

Nervio y especulación
Bolsas volvieron a caer ayer y llevaron a que el dólar subiera. Foto: AFP.

Los mercados abrieron este lunes reflejando fuerte nerviosismo y especulación de los inversores que buscan refugio en activos considerados seguros. Según Joaquín Robles, analista de XTB, la caída de las bolsas no solo es atribuible al desplome del precio del petróleo sino también al repunte de casos de coronavirus en Estados Unidos e Italia, y a las medidas adoptadas este fin de semana por el Gobierno italiano que incrementaron el miedo al impacto económico que tendrá el virus. Wall Street debió suspender los intercambios durante 15 minutos. Las operaciones de la Bolsa de San Pablo también fueron suspendidas por 30 minutos después de que el índice Ibovespa cayó un 10%. En Argentina el riesgo país trepó al nivel más alto en 15 años.

Con información de Agencias

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados