EL EFECTO ARGENTINA

Turismo, exportaciones y consumo ante suba del dólar

En ese contexto, gobierno recibió con satisfacción que S&P le ratificó nota.

En el primer trimestre del año casi ocho de diez turistas que llegaron a Uruguay tuvieron como origen Argentina. Foto: D. Borrelli
En el primer trimestre del año casi ocho de diez turistas que llegaron a Uruguay tuvieron como origen Argentina. Foto: D. Borrelli

Por estas horas, las metáforas están a la orden del día para ilustrar qué es lo que pasa en Argentina y cómo ese escenario puede pegar en Uruguay. Nubarrones, tormenta, turbulencias. La disparada del dólar en el país vecino y el anuncio del presidente Mauricio Macri de que pedirá ayuda al Fondo Monetario Internacional (FMI), sumado al alza del billete verde en el mercado local —esta semana trepó 4,5% frente al promedio del viernes (ver aparte)— prendió algunas luces amarillas.

El gobierno es cauto y en ese sentido anoche recibió con satisfacción el anuncio de la calificadora Standard & Poors (S&P) de que le ratificó la nota de la deuda en BBB (un escalón por encima del mínimo del grado inversor) y la perspectiva "estable". "Le bajaron la nota a Colombia, Argentina pide ayuda al FMI" y a "Uruguay le mantienen su mayor calificación histórica", graficó una fuente del gobierno a El País. Precisamente, S&P puso como una de las razones que "Uruguay ha avanzado considerablemente en el desacople de su economía de la de sus socios comerciales regionales".

"Que nadie espere situaciones desequilibrantes en Uruguay como consecuencia de lo que está pasando en Argentina", dijo ayer el ministro de Economía, Danilo Astori, al programa Cambiando de Aire de TNU. "No esperamos ningún coletazo, ajuste o desequilibrio importante", añadió el jerarca.

El sismo que sacude a Argentina junto a la trayectoria al alza de la divisa estadounidense en el plano local provocó que diferentes sectores de actividad estén con un ojo puesto en la Casa Rosada y con el otro en las pizarras de los cambios.

Turismo.

Argentina es el principal cliente de Uruguay en materia turística —casi ocho de cada 10 visitantes fueron de esta nacionalidad en el primer trimestre del año. "Somos argentino-dependientes", resumió el presidente de la Cámara Uruguaya de Turismo (Camtur), Juan Martínez.

Además, el dirigente gremial planteó que si el peso argentino continúa cayendo, Uruguay como destino turístico "queda fuera de competencia".

Para la gremial, este escenario vuelve necesario el retorno de los beneficios tributarios que Uruguay otorgó a los no residentes (a partir de mayo empezó a regir un esquema modificado, que en los hechos recortó la devolución impositiva). Esto surgió en una reunión que la Camtur tuvo ayer con el Ministerio de Turismo. Uruguay, dijo Martínez, "no es un país barato" y este instrumento "ayuda" a ganar competitividad. En tanto, el intendente de Maldonado, Enrique Antía dijo ayer en ADM que "esta buena medida que tomó el gobierno, no la suprimiría, es una mala señal, lo que pasa que como está necesitando plata, la quieren sacar de todos lados".

Exportaciones.

La Unión de Exportadores (UEU) también mira de cerca lo que está pasando en el país fronterizo. "Una situación de inestabilidad en un país socio como es Argentina se sigue con atención y preocupación", indicó la economista de la gremial María Laura Rodríguez.

Rodríguez planteó que si lo que sucede en Argentina es "pasajero" se volverá al escenario de hace unos meses atrás y se seguirá "apostando" a un incremento de las colocaciones nacionales allí. "Sin embargo si esta volatilidad se mantiene en el tiempo y el dólar en Argenti-na sigue subiendo o se mantiene relativamente alto, podríamos tener consecuencias en el comercio bilateral, tanto de bienes como servicios, y en mer-cados en los que competimos con Argentina, debido a que estaríamos perdiendo competitividad", dijo.

Por otra parte, la experta recordó que pese al aumento del tipo de cambio en Uruguay, "no ha llegado a compensar" el que registra Argentina.

Consumo.

"Claramente este tipo de acontecimientos, es decir momentos de grandes turbulencias en los mercados financieros provenientes de vecinos tan cercanos a nuestro país, generan nerviosismo en la plaza local y también a nivel de las empresas, sobre todo por la incertidumbre respecto a cómo será la evolución de una variable tan relevante como lo es el valor del dólar", dijo la asesora económica de la Cámara de Comercio (CNCS), Ana Laura Fernández.

Dentro del abanico de escenarios barajados por la gremial, Fernández mencionó que una suba del dólar "podría detener el proceso de mantener la inflación dentro" del rango meta (de entre 3% y 7%), lo que erosionaría el poder de compra de los bolsillos uruguayos.

En tanto, la investigadora del Departamento de Economía de la Facultad de Ciencias Empresariales de la Universidad Católica, Silvia Vázquez —una de las responsables del Índice de Confianza del Consumidor (ICC) que elabora la Cátedra SURA de Confianza Económica— dijo que los datos de mayo de este relevamiento deberían dar cuenta de "un consumidor un poco más cauto a la hora de plantear su predisposición a la compra" de bienes durables.

Esto podría repercutir en el desempeño durante 2018 del consumo, uno de los motores de la actividad económica en los últimos años, aunque la economista descartó que el escenario sea "dramático".

Además, añadió Vázquez, el alza del tipo de cambio podría incidir en las expectativas de inflación de los uruguayos, lo que a su vez podría perjudicar la percepción sobre la situación económica del país.

A su vez, la economista indicó que una "hipótesis esperable" por el lado del ahorro es que el fortalecimiento del dólar haga que los uruguayos se vuelquen a esta divisa, revirtiendo una tendencia observada en los últimos años, cuando el tipo de cambio provocó que se refugiaran en el peso.

La baja de los bonos por el "nuevo contexto"

El socio director del corredor de bolsa Gastón Bengochea, Diego Rodríguez, dijo en relación al impacto en los activos financieros en los emergentes del fin del dinero "barato" que hoy se está "en zona de turbulencia" y que "los países, las empresas y las familias ya no se financiarán a tasas irrisoriamente bajas". "Los bonos han mostrado bajas para ajustar su rendimiento al nuevo contexto", dijo. "Venimos anunciando un repunte del dólar desde hace tiempo, parece que estamos más cerca de que ocurra aunque no esperamos sorpresas desmedidas", agregó Rodríguez.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)