OPINIONES

"Uruguay y el Mercosur pasan de la liga B a la A": ¿qué dijeron los expertos del acuerdo?

Cuatro analistas analizan la situación del país tras el acuerdo de libre comercio que demoró 20 años en concretarse y que fue anunciado este viernes. 

Sede del Mercosur. Foto: El País
Sede del Mercosur en Montevideo. Foto: El País

Tras 20 años de negociaciones este viernes el Mercosur y la Unión Europea (UE) anunciaron que se concretó la firma de un acuerdo de libre comercio entre ambos bloques. El País consultó a varios expertos sobre el tema para conocer su opinión acerca de qué implica este acuerdo, qué se espera en materia comercial y cómo afectará a Uruguay. 

Ignacio Bartesaghi
Ignacio Bartesaghi. Foto: Francisco Flores
"Yo diría que Uruguay y el Mercosur en términos futbolísticos pasan a estar de la liga B a la liga A"

Este viernes 28 fue definido como un "día histórico" por Ignacio Bartesaghi, director del Departamento de Negocios Internacionales de la Universidad Católica, tras enterarse de que se efectuó el acuerdo entre los dos bloques económicos. "Es una muy buena noticia para Uruguay y para el Mercosur, hay que felicitar a todas las partes por poder cerrar una etapa después de tanto años", aseguró a El País. 

Bartesaghi consideró que el cierre llegó más tarde de lo que se hubiera querido e incluso con menos ambición de la que en un principio se esperaba, "pero se cerró", expresó. 

"Es un acuerdo bastante profundo, bastante ambicioso en cuanto a la apertura y eso es bienvenido porque nos pone en otro nivel. Yo diría que Uruguay y el Mercosur en términos futbolísticos pasan a estar de la liga B a la liga A", aseguró el economista. 
 
¿Y qué es lo que se puede esperar? Todavía es muy pronto para saberlo, faltan procesos como la firma de cada uno de los presidentes, la revisión jurídica, la traducción y la incorporación parlamentaria. Sin embargo ya se puede hablar de futuros beneficios para el país, dijo. 

"Lo que hace (el acuerdo) es aumentar las condiciones de acceso a través de la baja de aranceles y el aumento de cuotas en bienes agrícolas, industriales y en servicios", indicó Bartesaghi.

Además, explicó el decano, se marcan acuerdos en otros capítulos como en propiedad intelectual y compras públicas.

Marcos Soto
Marcos Soto. Foto: Marcelo Bonjour
“Si tenemos la oportunidad de poder vender más servicios a Europa puede ser un gran promotor de valor agregado para Uruguay”

Para Marcos Soto, socio en la firma Cibils – Soto, las noticias conocidas permiten sacar tres grandes conclusiones. Por un lado, la carne –uno de los principales productos de exportación de Uruguay en la UE- podrá entrar de manera más amigable. Hoy Uruguay utiliza con la UE la cuota 481, que surgió a través de un diferendo entre la UE y Estados Unidos. El ingreso mediante esta vía peligra por un nuevo acuerdo ellos. Por este motivo, dijo Soto, la firma de un acuerdo entre el Mercosur y la UE abre una ventana para entrar a ese mercado con cortes de alto valor y libre de impuestos.

El acuerdo, indicó Soto, habilita el ingreso de 100.000 toneladas de carne del Mercosur –los países del bloque deberán definir cuánto podrá enviar cada país-. “Nos asegura permanencia con ese producto en ese mercado”, planteó Soto.

En este terreno, entonces, el acuerdo “pasa a ser un hito por el potencial” que tiene, agregó.

Soto precisó que dado que Uruguay es proveedor de bienes primarios cuesta pensar que este acuerdo “vaya a generar un alto impacto en otras industrias más allá de la cárnica, celulosa, soja, cueros, ese tipo de bienes, no creo que logre generar alto impacto en sectores más industrializados”.

En segundo lugar, apuntó Soto, el acuerdo entre ambos bloques puede potenciar el comercio de servicios de Uruguay con la UE. “. El comercio internacional de servicios ha sido más dinámico que el de bienes en los últimos años”, dijo. “Si tenemos la oportunidad de poder vender más servicios a Europa puede ser un gran promotor de valor agregado para Uruguay”, agregó. Dentro de la lista de sectores que se podrían beneficiar enumeró al software, servicios profesionales, audiovisuales, call center, entre otros.

En tercer lugar Soto mencionó que los flujos comerciales y los acuerdos de este tipo “en general vienen acompañados de flujos de inversión”. Es decir que el acuerdo abre una oportunidad para que lleguen a la región inversiones europeas.

De todas maneras, Soto recordó lo que falta para que el acuerdo entre a regir. Entre otros, que sea aprobado para cada uno de los parlamentos de los países miembro. “Ojalá sea rápido y estén todos alineados”, dijo.

nicolás albertoni
Nicolás Albertoni, economista, investigador y experto en política comercial internacional. Gentileza: Nicolás Albertoni
"Hasta ahora no sabemos qué se concluyó, todavía no sabemos a qué se comprometió cada parte"

Nicolás Albertoni, investigador y experto en política comercial internacional, fue más cauto al indicar que "nadie puede dudar que el cierre del acuerdo en sí mismo es una buena noticia" si bien explicó que todavía no se pueden emitir opiniones porque el texto del acuerdo no fue publicado. 

"Una vez que sea público ahí vamos a ver cuánto vamos a acceder de carne, cuánto debió ceder Mercosur en temas industriales y también agrícolas.  Hasta ahora no sabemos qué se concluyó, todavía no sabemos a qué se comprometió cada parte", expresó. 

Albertoni también explicó que todavía quedan varios pasos para dar antes de que el acuerdo quede del todo realizado. 

"Lo que vimos hoy es que todos los equipos negociadores de un lado y de otro dijeron ‘técnicamente damos por concluido el acuerdo’. Ahora para el siguiente paso se llama la revisión de estilo legal, que son básicamente abogados de ambas partes que le ponen las palabras técnicas legales. Ese siguiente paso puede durar de días a semanas, pero dado el impacto de este acuerdo puede ser que dure menos", indicó. 

"Por lo que nosotros, los observadores de este tema, estamos expectantes es que porque no se haya cerrado de apuro, por algo demoró 20 años", indicó el investigador. "Ambas partes por razones coyunturales estaban un poco apresuradas en cerrarlo: elecciones en Argentina, elecciones en Uruguay y también dentro de la Unión Europea iban a cambiar algunos roles en las próximas semanas", agregó.

De todas maneras aseguró que nadie puede dudar que este es una buena noticia, no solo para ambos bloques sino también para "un mundo que está hablando de proteccionismo". 

"Dar estas señales de la conclusión de un acuerdo es muy bueno", añadió.

Marcel Vaillant
Marcel Vaillant. Foto: El País
"Es la primera vez que el Mercosur firma un acuerdo comercial relevante con una potencia económica de primera línea a nivel mundial"

"Nunca en el proceso de negociación entre la Unión Europea y el Mercosur se llegó a un punto tan lejano o tan profundo que anticipa la verosimilitud de que el acuerdo finalmente se termine aprobando y entrando en vigor", indicó a El País Marcel Vaillant, profesor de Comercio Internacional en Departamento de Economía de Facultad de Ciencias Sociales de la Universidad de la República. 

Vaillant consideró que uno de los aspectos más beneficiosos para la región y para el bloque comercial es haber llegado a un acuerdo que de algún modo permitirá "comprar" un disciplinamiento comercial mayor. 

"Lo positivo es que es la primera vez que el Mercosur firma un acuerdo comercial relevante con una potencia económica de primera línea a nivel mundial. Puede generar incentivos de que otros países, al verse discriminados con Europa, ahora tengan incentivos para hacer acuerdos con el Mercosur", consideró el profesor de Comercio Internacional y agregó "Eso puede disparar una dinámica liberalizadora en la región."

Por otra parte, el aspecto negativo a futuro es que Uruguay quede "enredado" en materia de relaciones comerciales que le entorpezcan el comercio que no sea en conjunto con el Mercosur. "Una cosa es armonizar la negociación con terceros, y otra es esperar 20 años más para firmar otro acuerdo", explicó. 

"En un contexto donde se da el Brexit, hay un conjunto de noticias negativas, colgarse la cocarda de haber reforzado el eje Atlántico es el interés geopolítico fundamental por el que la Unión Europea forzó hasta donde pudo para firmar los acuerdos", consideró Vaillant.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)