COMERCIO

OMC falló en contra de Rusia y criticó las trabas a la UE

Dijo que frenar la entrada de carne de cerdo es “ilegal”.

El Órgano de Apelación de la Organización Mundial de Comercio (OMC) emitió su informe sobre el asunto "Federación de Rusia. Medidas relativas a la importación de porcinos vivos, carne de porcino y otros productos de porcino procedentes de la Unión Europea". Según estimó, las prohibiciones de importación de Rusia a los cerdos vivos, a la carne de cerdo y otros productos de cerdo de la Unión Europea son ilegales en virtud de las normas comerciales internacionales, según publicó el portal Eurocarnes.

En un fallo anterior, un grupo especial de la OMC reconoció que la negativa de Rusia a aceptar las importaciones de determinados productos de la UE y adaptar los certificados de importación UE-Rusia a la importación equivale a una prohibición a la importación a escala de la UE.

La medida rusa no se basa en las normas internacionales pertinentes y viola las normas del Acuerdo sobre la Aplicación de Medidas Sanitarias y Fitosanitarias (Acuerdo MSF) de la OMC. El Grupo Especial formuló las mismas críticas a las prohibiciones individuales de Rusia relativas a las importaciones procedentes de Polonia, Lituania y Estonia.

El comisario Phil Hogan dio la bienvenida a la decisión del Órgano de Apelación y dijo: "La decisión envía una fuerte señal a Rusia sobre su obligación de respetar las normas internacionales y el principio de regionalización. El cerdo de la UE es seguro y cumple con las normas internacionales", según publicó el portal Eurocarnes.

El Grupo Especial subrayó que los miembros de la OMC pueden ejercer su derecho a determinar los niveles adecuados de protección sanitaria y a restringir las importaciones sobre la base de preocupaciones sanitarias, siempre y cuando respondan eficazmente a riesgos sanitarios reales. Por lo tanto, no se trata de productos procedentes de zonas libres de enfermedades.

Para la OMC, Rusia debería retirar sus medidas injustificadas y permitir que las empresas de la UE reanuden sus actividades normales con sus socios rusos.

Para la mayoría de los productos tratados en este caso, el comercio sigue estando restringido por una prohibición por motivos políticos que Rusia impuso a los productos agro alimentarios de la UE en agosto de 2014 y que no sólo generó polémica, sino que acarreó algunos perjuicios económicos a las empresas del viejo continente, que defienden su mercado y apuntan a retomar los negocios con los importadores rusos.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)