CIERRE DE LA EXPO PRADO 2020

Uriarte dijo que Uruguay debe "estar preparado" para oportunidades pospandemia

El ministro Carlos María Uriarte dijo que "pese a todas las dificultades que el mundo ha vivido, salvo para la lana, las exportaciones uruguayas han continuado activas".

Carlos María Uriarte en la ceremonia de clausura de la Expo Prado 2020. Foto: Leonardo Mainé
Carlos María Uriarte en la ceremonia de clausura de la Expo Prado 2020. Foto: Leonardo Mainé

El ministro de Ganadería, Agricultura y Pesca, Carlos María Uriarte, dijo que pasada la pandemia del coronavirus "Uruguay como país
productor de alimentos va a tener oportunidades para las cuales, debemos estar preparados" porque "una humanidad que sigue creciendo va a necesitar alimentarse". En ese sentido, desarrolló en su discurso por el cierre de la Expo Prado 2020 los plantes que tiene el gobierno para lograr el impulso del sector agropecuario.

Uriarte dijo que "los efectos de la pandemia, hasta ahora, no pudieron evitar que el trabajo de nuestro sector parara, y debemos hacer los máximos esfuerzos para que no lo haga". De todas formas dijo que la pandemia "sí ha impactado en muchos de nuestros mercados" aunque "pese a todas las dificultades que el mundo ha vivido, salvo para la lana, las exportaciones uruguayas han continuado activas".

El ministro de Ganadería dijo en este sentido que el coronavirus “aún no ha ingresado en las cadenas agroalimentarias y ojalá podamos seguir así”. Allí resaltó las medidas tomadas para poder concretarse la Expo Prado 2020 y dijo que se ratificó “el merecido lugar de privilegio que Uruguay se ha ganado en la consideración mundial”. “Ojala en siete días podamos decir tarea cumplida”, agregó Uriarte.

Uriarte comentó que aspira a cumplir un sueño en su ministerio: lograr “un agro y una pesca económicamente rentable, socialmente responsable y ambientalmente sostenible que contribuya al desarrollo del país y ofrezca oportunidades a los orientales y reconocido por los uruguayos como uno de los principales motores de la economía".

Para esto planteó que se buscan medidas como "desarrollar políticas de Estado que trasciendan los gobiernos de turno", "tener cuentas públicas en orden y transparentes" y "cuidar el medio ambiente".

Sobre este último punto Uriarte afirmó: "Hasta hace no más de veinte años contábamos con una situación que en ese aspecto nos permitía diferenciarnos de otras regiones del mundo con ventaja. En la actualidad, de la mano de procesos de intensificación sin políticas de cuidado apropiadas y falta de controles pertinentes, hay puntos críticos de deterioro en el ambiente, que, de no corregirse, merecerán el cuestionamiento del desempeño del sector. Como país exportador de alimentos, la humanidad nos demandara producir más y para ello deberemos hacerlo con una visión, no solo sustentable sino regenerativa de nuestros recursos naturales. Es decir que no solo sean sostenibles, sino que deberemos contribuir a recuperar el daño ya realizado".

En materia de costos dijo que se trabaja en "adecuar las tarifas del gasoil y de la energía eléctrica para sectores que enfrentan la competencia internacional" al tiempo que se aspira mejorar la inserción internacional mediante la búsqueda de un Mercosur "más ágil y dinámico" y en "otras herramientas además de los Tratados de Libre Comercio, para corregir asimetrías".

Uriarte también mencionó la puesta en marcha de un Plan Nacional de Género en las Políticas Agropecuarias para "contar con una estrategia a cinco años de incorporación de la perspectiva de género en nuestras políticas hacia el agro y el sector rural".

Para todo esto reiteró las limitantes planteadas en la campaña electoral en cuanto a seguridad, infraestructura limitada y jaurías y desarrolló las medidas tomadas hasta el momento en este sentido. En infraestructura, por ejemplo, planteó: "Sólo el sur y parte del litoral oeste poseen infraestructura aceptable para la exportación. El resto del país posee muy serias limitantes, lo que, por el alto costo del flete para llegar a los puertos, inviabiliza en esas regiones actividades tales como el cultivo de soja y la producción forestal. Existen posibilidades para fortalecer el transporte fluvial por el Rio Uruguay y la Laguna Merim, que este Gobierno trabaja comprometidamente para hacerlas realidad. La ejecución de la Ruta 6 es una deuda que el país tiene con una importante región productiva del país, y que este Gobierno piensa encarar gracias al compromiso del Ministerio de Transporte y Obras Públicas. Este Gobierno además está comprometido a fortalecer puertas de salida de nuestras exportaciones. Por ejemplo, en la creación de un Puesto de Control Sanitario en Artigas para facilitar la exportación de ovinos en pie hacia Brasil desde la región más ovejera del
país".

Realidad por sectores

Uriarte se refirió a algunos sectores del ámbito rural y planteó objetivos a lograr. En el sector ganadero dijo que un objetivo debería ser “una vez lograda la ansiada meta de los 3 millones de terneros, redoblar la apuesta y fijarnos como objetivo los 3 millones de faena.” y “explorar nuevos mercados y modificar estrategias de marketing”. Dijo que la Ley de Presupuesto planteó “la prohibición del uso de términos que claramente identifican a productos cárnicos pero que no son hechos con ellos, como por ejemplo el de hamburguesas”. Y planteó que la aspiración es proponer la medida a nivel internacional. “Nos gustaría hacer lo mismo con la leche, para que llamemos a las cosas por su nombre”, dijo Uriarte.

En el sector lechero lamentó la ausencia de razas en la Expo Prado 2020 y dijo que se requiere “mejorar el acceso a mercados e impulsar nuevos acuerdos comerciales con países que resultan claves por su creciente demanda de lácteos”.

En la agricultura se refirió específicamente a la soja donde dijo "soplan buenos vientos". En ese sentido dijo que el ministerio buscará "el mantenimiento del estatus fitosanitario del país y el desarrollo de los planes de vigilancia específicos en rubros exportables asociados a los sistemas de
certificación".

Uriarte dijo que se aspira al "desarrollo del cáñamo como una alternativa productiva para dinamizar el sector agropecuario y la economía del país" y planteó que si bien "sabemos que falta mucho por hacer para que el sector Cannabico sea tratado con igualdad de condiciones respecto al resto de la economía" está "la posibilidad cierta de desarrollar al grano de Cáñamo y sus derivados como alimentos, así como las posibilidades que el cultivo tiene en la industria textil, papelera y de bioplásticos". En este sentido dijo que se estima una exportación de productos derivados de cáñamo para 2024 "en torno a los US$ 200 millones".

En el rubro forestal, Uriarte dijo que "como visión a futuro se pretende contribuir al desarrollo socioeconómico y ambiental del país: avanzando hacia la descarbonización de la economía, mejorando la interacción de los ciudadanos con los bosques mediante la ampliación del conocimiento de los beneficios e importancia de los mismos; promoviendo la bioeconomía y los principios de economía circular". En este sentido, "se promoverán políticas que favorezcan la incorporación de madera de origen nacional en la construcción, apta para la carpintería de obra, así como su utilización en la fabricación de muebles; buscando generar mayor valor agregado a la madera acumulada en aquellos bosques manejados con fines aserrables".

En el caso de la pesca el ministro dijo que se trabajará en la apertura de mercados y en "promover el consumo interno de pescado, a través de políticas públicas específicas".



Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados