PLANTEOS

Munyo tildó de "derrotista" al diagnóstico de Javier de Haedo de que el próximo gobierno tendrá que subir el IVA

El economista Ignacio Munyo salió al cruce de un diagnóstico que hizo la semana pasada su colega Javier de Haedo, respecto a que para el próximo gobierno “es inevitable subir impuestos” para bajar el déficit fiscal. Es "es una visión derrotista y conformista" afirmó hoy Munyo.

Munyo: el economista opinó que el futuro gobierno deberá hacer un ajuste fiscal importante. Foto: archivo El País
Ignacio Munyo. Foto: archivo El País

La semana pasada, en un foro organizado por el banco español BBVA, De Haedo planteó que “tenemos por delante una situación muy compleja y creo que es inevitable subir impuestos. Si eso ocurre, creo que debe ponerse la mira en el IVA, que es el impuesto que menos afecta a la producción, a la asignación de recursos y las exportaciones”, 

El planteo del economista se refería a lo que cree que va a pasar en la próxima administración, dado el déficit fiscal que actualmente llega (sin el efecto "cincuentones") a 4,8% del Producto Interno Bruto (PIB).

“Si el (próximo) gobierno tiene suficiente coraje, que diga que es transitorio” el aumento, “hasta que logremos bajar los gastos que prometimos y hacer las reformas” estructurales, agregó.

Según De Haedo “en el primer año” de la próxima administración “no se podrán hacer las cosas” que se vienen prometiendo y explicó que el 85% del gasto público ya estará definido cuando asuma el nuevo gobierno en marzo de 2020: los salarios públicos, las jubilaciones, los pagos de intereses de la deuda, las cápitas del Fonasa y las asignaciones sociales.

Javier de Haedo, economista y asesor de Edgardo Novick. Foto: Leonardo Mainé
Javier de Haedo. Foto: Leonardo Mainé

Hoy, en una entrevista en radio Montecarlo, Munyo fue consultado respecto a ese diagnóstico de su colega y dijo que "es una visión derrotista y conformista, una visión que dice que en Uruguay no se puede hacer nada".

"La suba de impuestos, dado el contexto internacional y dada la situación de inversión en Uruguay, no solo es inconveniente porque generaría menor crecimiento, menores incentivos para la inversión y por ende, menor recaudación impositiva en el resto de los impuestos. Termina siendo contraproducente teniendo un aumento muy pequeño de recaudación en el corto plazo que sería más que compensado en el mediano y largo plazo porque no estaría generando la ganancia que te genera tener un impulso de crecimiento económico", agregó.

Según Munyo, "la prioridad absoluta tiene que ser prender el motor de la economía" con reformas que le den a Uruguay "rentabilidad nuevamente, oportunidades de inversión" y que "el anuncio de las reformas, si tienen una base de sustento político, si son creíbles, generan impacto inmediato porque el inversor descuenta los efectos posteriores y se anticipa con la inversión".

En una entrevista publicada en El País el domingo, el economista y socio de CPA Ferrere, Gabriel Oddone afirmó que Uruguay necesita una "agenda procrecimiento" que incluye reformas en varias áreas, un diagnóstico con el que coincide ahora Munyo. Pero, Oddone, al igual que De Haedo, cree que el próximo gobierno no podrá zafar de subir impuestos para ajustar el déficit, dado que todas las otras medidas que se plantean no tienen efecto en el corto plazo.

Oddone cree que "de no mejorarse el resultado fiscal corriente y alterarse la trayectoria creciente de la deuda pública de los últimos años" no solo "se compromete el mantenimiento del grado inversor de nuestra deuda soberana", sino que en particular "las tendencias registradas y los niveles alcanzados por ambas variables seguirán restringiendo la inversión y terminarán por comprometer la estabilidad macroeconómica".

Gabriel Oddone, socio de CPA Ferrere. Foto: Leonardo Mainé
Gabriel Oddone, socio de CPA Ferrere tiene puntos de coincidencia con de Haedo y con Munyo. Foto: Leonardo Mainé
Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)